YULIMAR ROJAS, CAMPEONA MUNDIAL INDOOR

Yulimar del Valle Rojas, nacida hace 21 años en Caracas y residente en Puerto La Cruz, se convirtió este sábado 19 de marzo en la primera atleta venezolana de la historia en llevarse un título mundial de mayores de la IAAF (ya sea indoor o outdoor). Apenas un salto válido de 14,41 m. fue suficiente para marcar ventajas sobre sus rivales y confirmar su favoritismo, en el penúltimo día de competiciones del Campeonato Mundial bajo techo, en el Oregon Convention Center de Portland, EE.UU.
Nunca un atleta de Venezuela había subido al podio en un Mundial de mayores mientras que, en los Juegos Olímpicos, el país cuenta con la medalla de bronce que -también en salto triple- lograra Asnoldo Devonish en los Juegos de Helsinki (1952). En Mundiales IAAF el único título venezolano correspondía a Robeilys Peinado, quien logró el Mundial de Menores de 2013 en Donetsk, en el salto con garrocha. Yulimar Rojas, ahora bajo la guía técnica del cubano Iván Pedroso, y Peinado son la nueva generación que está marcando rumbos para el atletismo de Venezuela.
Yulimar llegaba como gran favorita, después de establecer el récord sudamericano indoor de 14,69 m. durante su ciclo de preparación en Madrid, marca que la colocaba -con amplia ventaja- al frente del ránking mundial.
La primera ronda del salto triple, en este mediodía de Portland, comenzó con nervios y dudas para la mayoría. Sólo la estadounidense Keturah Orji (14.13) pudo atravesar allí los 14 metros. Pero en la segunda vuelta, Yulimar ajustó su salto y alcanzó los 14.41 que le darían la victoria. Cometió nulos en las tres rondas siguientes, donde fueron apareciendo progresivamente la alemana Kirstien Gierisch (14.30 en el quinto) y  la griega Paraskevi Papahrístou (la de mejores antecedentes en otras temporadas y que ahora alcanzó 14.15 en su tercer salto). Junto a las citadas Orji y Rojas pudieron llegar a la definición del sexto salto. Orji mejoró otro centímetro, pero no le alcanzó para el podio, la griega cometió nulo y Gierisch -la única que podía apremiar a Rojas- se quedó en 14.08, con lo cual la venezolana automáticamente se proclamaba campeona. E iniciaba su festejo.
La victoria en Portland y esta campaña invernal ha colocado a Yulimar Rojas cerca de la elite del salto triple y, probablemente, con la ambición de discutirle a aquel grupo -encabezado por la colombiana Caterine Ibargüen- la supremacía para el gran acontecimento que se avecina: los Juegos Olímpicos de Rio. Pero falta.
El triple culminó con las siete primeras por arriba de los 14 metros y la brasileña Keila da Silva Costa en el noveno lugar, con 13.94.
Por ahora, Yulimar puede disfrutar de sus progresos, de este primer festejo venezolano. Y de haberle aportado a la región sudamericana su quinta medalla de oro histórica en los Mundiales Indoor (las cuatro anteriores, correspondían a atletas brasileños: el mediofondista “Zequinha” Barbosa en los 800 metros de Budapest 1987, la garrochista Fabiana Murer en Doha 2010 y el saltarín de largo Mauro Vinicius Hilario da Silva en Estambul 2012 y Sopot 2014.
 
Foto: Getty/IAAF

COMPARTE ESTA NOTICIA

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on print
Share on email